Registrandote recibires correos con noticias, minutas y artículos de interes general y actualidad.





La vida, el primer derecho humano



Por Equipo uniderecho.com

Publicado en mayo 07, 2006

La vida, el primer derecho humano

Una férrea defensa de la vida y la dignidad que encierra en todas sus etapas caracterizó a la jornada de ayer del Primer Congreso de Salud y Vida, que concluirá hoy en el Centro de Convenciones Yucatán Siglo XXI.

Uno de los primeros ponentes, el doctor José Luis Soberanes Fernández, presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), quien habló sobre el VIH/sida y los derechos humanos, recalcó que el derecho a la vida es el primero que tiene una persona y que los ordenamientos jurídicos actuales los salvaguardan de distintas maneras.

“Para la legislación mexicana la vida comienza desde la concepción y termina con la muerte natural, así que la protección de la ley se brinda desde el inicio”, señaló el funcionario.

“En cuanto al derecho a la salud, la CNDH interviene para salvaguardar al paciente cuando los servicios públicos de salud fallan y dañan al usuario”, agregó.

Respecto a los enfermos de VIH/sida, el comisionado recordó que tienen derechos, como la atención médica, a medicamentos y a una vida digna.

“Si están conscientes de su enfermedad, también tienen la responsabilidad de no propagar el virus por las diferentes vías de contagio”, subrayó. Por su parte, el doctor Enrique Camarena Robles, coordinador de la región México-Centroamérica de la Asociación Mundial de Psiquiatría, impartió la charla “El impacto de los medios de comunicación en la salud humana”.

“Los medios pueden tener una influencia inesperada en la salud, por ejemplo cuando se informa sobre suicidios, lo que no siempre se hace de una manera ética. Se puede estar colaborando a que otra persona atente también contra su vida y no a disuadirla”, comentó el psiquiatra invitado.

“Al informar de esto hay que hacerlo en forma completa, hablando también de su causa, que por lo general es una depresión no atendida y no un factor externo”, indicó. “Además, siempre hay que respetar la dignidad del fallecido y sus familiares”. Entre las conferencias de la tarde destacaron “La salud y la familia” y “El sentido cristiano del sufrimiento”.— Eric González