Registrandote recibires correos con noticias, minutas y artículos de interes general y actualidad.





¿Qué es un contrato de consignación?



Por Equipo uniderecho.com

Publicado en julio 28, 2015

¿Qué es un contrato de consignación?

En el derecho comercial hay una figura jurídica llamada contrato de consignación, la cual trata en la obligación que contrae un individuo de comercializar mercancías de otro, en el artículo 1377 el Código de Comercio hace referencia a este contrato de consignación de la siguiente forma:

“Por el contrato de consignación o estimatorio una persona, denominada consignatario, contrae la obligación de vender mercancías de otra, llamada consignante, previa la fijación de un precio que aquél debe entregar a éste.
 
El consignatario tendrá derecho a hacer suyo el mayor valor de la venta de las mercancías y deberá pagar al consignante el precio de las que haya vendido o no le haya devuelto al vencimiento del plazo convenido, o en su defecto, del que resultare de la costumbre”. 
 
Las partes en este contrato se llaman consignante y consignatario, el primero es el individuo que deposita las mercancías una vez el consignatario haya establecido el precio, este último posee la obligación de comercializar las mercancías. Cuando el consignatario venda las mercancías dispondrá de la facultad de realizarlo con un precio mayor al que determinó con anterioridad, esto significa, a aquel que el consignante le destinará las marcenarías.
 
Sin embargo no podrá el consignatario comercializar las mercancías a un precio mayor al establecido cuando en el contrato el consignante le haya restringido o prohibido esta facultad, ahí nace un interrogante ¿Cuál es la ganancia o la ventaja del consignatario en este contrato de consignación sino puede comercializar las mercancías a un precio mayor que el prefijado?
 
Cuando se le haya restringido al consignatario la facultad de comercializar las mercancías a un precio mayor del anteriormente estipulado por el Código de Comercio determina que tendrá derecho a la comisión que se haya establecido en el contrato de consignación, o la usual para esta clase de actividad.
 
En el contrato de consignación o estimatorio como a la vez se le llama, con relación a la custodia de las mercancías el consignatario responderá por la custodia de las mercancías hasta por la culpa leve, no obstante se excluye de compromiso cuando las mercancías padezcan deterioros o pérdidas que provengan de su naturaleza, del vicio propio o de fuerza mayor, a menos que en el contrato se haya establecido otra cosa.